Que fácil es ahora

Ha caído en mis manos la aplicación para iPhone de wordpress y no he podido evitar, con ansiedad, comenzar a bichear en que consiste.
Desde hace cinco años no actualizo el blog que tenía y poder escribir y publicar desde un dispositivo móvil me parece una auténtica gozada. Con estos adelantos siempre me acuerdo el tiempo que pase metido en las giras en una furgoneta tratando cientos de kilómetro con las pocas diversiones que este tipo de viajes ofrece. Leer, escuchar música, o discutir con el resto del grupo abre cualquier tema. El escribir emails, navegar por internet o chatear desde el asiento trasero de una furgoneta me hubiera parecido futurista y no hubiera imaginado que ese futuro estaba ahí a la huelga de la esquina. Es una sensación parecida a la que hemos tenido todos los mayores de determinada edad cuando con la generalización de los teléfonos móviles recordábamos cómo hacia la para avisar a una persona con la que habías quedado en plena calle de que ya no ibas a poder ir.

ee